domingo, 21 de septiembre de 2014

CALLEJEANDO POR LOGROÑO, DURANTE LAS FIESTAS DE SAN MATEO

Fiestas de San Mateo
Ayer los Vendimiadores Mayores, un chico y una chica, tras un breve discurso, y el lanzamiento del cohete, iniciaron las Fiestas de San Mateo.

Los orígenes de esta fiesta se remontan al siglo XII, pero desde el año 1956 se les conoce con el sobrenombre de la Fiesta de la Vendimia, y eso es debido a que dentro de unos días se comenzará a vendimiar en todos los viñedos riojanos. 

Una de las torres de La Redonda

Estos días las calles de Logroño se llenan de alegría, color y de alguna que otra degustación.

Panadería
Me encanta callejear por su casco antiguo, en el que todavía hoy en día queda algún que otro comercios familiar. "Esos de toda la vida".

Escudos


Casas con placas de reconocimiento, como ésta dedicada al Exmo Sr.
Marqués de San Nicolás
Ilustre Logroñés y Modelo de Alcaldes
Su pueblo reconocido
Le dedica esta placa

Miradores
Edificio ya en sus últimas, y que además se trata de una puerta 13


Ermita de San Gregorio 

Y en la calle Ruavieja descubrí esta ermita que según cuenta la tradición está levantada en el mismo lugar en el que murió San Gregorio Ostiense. De cuando este Santo era joven, se conoce muy poco, salvo que su bondad y conocimiento hicieron que fuese nombrado Obispo de Ostia (el puerto romano) por el papa Juan XVIII. Llegó a España enviado por Benedicto IX para socorrer a los riojanos y navarros de las calamidades padecidas por la plagas de langostas. Por ello fue nombrado el patrón de los agricultores, antes de que lo fuese San Isidro Labrador. Fue maestro de Santo Domingo de la Calzada y falleció en la capital de La Rioja el 9 de mayo de 1044.

En la actualidad esta ermita está reconstruida, pero para ello se utilizaron los sillares de la ermita original, que fue mandada a construir en el siglo XVII por D. Alonso Bustamente Torreblanca. En el año 1971 se derribó, y se volvió a inaugurar el año 1994.


Autorretrato

En su interior se conserva un cuadro barroco del titular, y en el Museo de la Rioja se conservan algunas piezas del antiguo oratorio.

En el pueblo navarro de Sorlada se encuentra la Basilica de San Gregorio Ostiense, lugar en el que se dice que el Santo fue enterrado.

Barracas de San Mateo

Y para finalizar nos subimos a la noria de las barracas, y desde allí pude ver lo mucho que disfrutan los niños durante estas peculiares fiestas.